¿Las horas más oscuras?

13 May 2018

Año 2018. Mauricio Macri se enfrenta a quizás sus horas más oscuras desde que asumió como presidente. La crisis cambiaría, la intervención del FMI y la falta de dialogo de la oposición podría amenazar el modelo planteado al asumir el Gobierno: realizar medidas y reformas de forma gradual. Más allá del desastre económico heredado, el Gobierno se encuentra frente a una bomba armada por él mismo. La idea de un acuerdo político cobra más fuerza y es solicitada por políticos, economistas y comunicadores en todos los medios de comunicación. 

 

 

Año 1940. Winston Churchill había sido recién electo Primer Ministro de Inglaterra en medio de la avanzada del Nazismo, que amenazaba con quedarse con Fracia, y con toda Europa. 

Churchill estaba bajo una presión increíble dado que miembros de su partido deseaban hacer una Tratado de Paz con Hitler. Él estaba en contra de esto, sabiendo las verdaderas intenciones de la Alemania Nazi. Las últimas horas a definirse, antes de que el Partido Conservador, su propio partido, le aplicara un voto de "no confianza" y le arrebataran el liderazgo político de Inglaterra fueron muy pesadas para él. En esas, sus horas más oscuras, encontró consejo en gente impensada. Churchill se subió a una formación del subterráneo y se sentó en una banca, ante la mirada atónita de los ciudadanos. Decidió hablarles para poder escucharlos. Les preguntó si estaban a favor de un acuerdo con Hitler. La respuesta que se recibió fue un resonante "no". Esa fortaleza de los ciudadanos de Inglaterra le dio la fuerza que necesitaba para pararse en contra de los líderes de su partido y rechazar el acuerdo de paz. El resto de la historia es conocida.

 

Por supuesto que lo contado en este último párrafo no es seguro que haya ocurrido, pero muestra el espíritu de Winston Churchill y de que forma tomo su decisión. 

 

Desde que comenzó el Gobierno de Mauricio Macri, se ha implantado la idea de que era necesario un acuerdo económico, político y social para poder instaurar las medidas necesarias.  

 

Claramente la comparación entre el nazismo y la actual oposición es lejana, las preguntas son las mismas: ¿Debería Mauricio Macri invitar a la oposición a un gran acuerdo? De hacerlo ¿podrá seguir siendo libre para gobernar? 

 

Los errores del Gobierno de Cambiemos son enormes, enumerarlos sería inútil. No hacer reformas de shock apenas asumió probablemente encabezaría la lista. Sin embargo, Macri no puede pedirle a los que nos gobernaron por más de 30 años, dejando un país en ruinas, que lo ayuden a sacar el país adelante. No puede pedirles a los que no hacen más que frenar las reformas que se plantean, que se sienten a acordar sobre estas reformas. 

A los que hacen política con la miseria, hay que tenerlos bien lejos. Macri debe encausar al país con las medidas correctas, dialogando con la oposición mas no sumándola al Gobierno. No guiemos a los lobos a nuestra puerta. Una vez dentro, no podremos hacerlos salir. 

 

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

1/9
Please reload

Please reload

Please reload

IG-spo-rep.jpg

republicaeconomica.com © 2017 Republica Economica