Las claves de la Reforma Tributaria

1 Nov 2017

En el día de ayer, el Ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne, brindó una conferencia de prensa donde dio detalles sobre el proyecto de Reforma Tributaria que planea encarar el Gobierno Nacional. 

 

 

El Gobierno Nacional dio a conocer un documento donde establecen las claves de la reforma. El documento asegura que sus objetivos son promover la inversión, la competitividad y el empleo de calidad, avanzar hacia un sistema tributario más equitativo eficiente y moderno, reducir drásticamente la evasión impositiva, cumplir con las metas fiscales y avanzar hacia el desarrollo. Aseguran también, que el gradualismo estará presente en la reforma ya que se hará en un plazo de una a 5 años, lo que "permitirá dar previsibilidad a los cambios y asegurar la sostenibilidad de la reforma". 

 

El documento inicia con un diagnóstico del estado actual, al afirmar que el esquema tributario actual desincentiva la inversión, que es indispensable para crecer. También, afirma que el impuesto a los débitos y créditos bancarios genera distorsiones, como la desintermediacion financiera. Al referirse a Ingresos Brutos, hace énfasis en las distorsiones que genera, como por ejemplo, la concentración geográfica.

 

Así, las medidas que el ejecutivo planea tomar para fomentar la inversión y la creación de empleo, serían: Reducción en el impuesto a las ganancias corporativas no distribuidas, que bajaría de un 35% a un 25% (reduciéndose 5% por año hasta el 2021) ; devolución anticipada de saldos a favor de IVA por inversiones; implementación de mínimo no imponible para contribuciones patronales, donde se unifican las alícuotas de contribuciones patronales para el sector privado (alícuota única de 19,5%) y se elimina el esquema de reducción de contribuciones por zona geográfica; incremento del pago a cuenta de ganancias generado por el impuesto sobre los créditos y débitos bancarios; acuerdo con las provincias para reducir impuestos: ingresos brutos, sellos y eliminar aduanas interiores. 

 

El Gobierno afirma que las medidas a tomar contribuyen a darle mayor equidad y eficiencia al esquema tributario. En este aspecto hacen referencia al polémico impuesto a la renta financiera. Se extenderá a otros activos financieros el impuesto a las ganancias por rentas obtenidas por las personas humanas (hasta hoy exentas).La alícuota será del 15% para rendimientos provenientes de instrumentos en moneda extranjera o indexados y otras rentas financieras (No se gravarán diferencias de cambio ni actualizaciones). Para no gravar la renta nominal, la alícuota será del 5% para rendimientos provenientes de instrumentos de renta fija en pesos sin cláusula de ajuste. Aclara también, que se mantiene el tratamiento actual para las acciones con cotización local, sujeto a requisitos. Con respecto a la equidad que se le pretende dar al sistema tributario, establece la inaplicabilidad de disposiciones que establecen tratamientos preferenciales para ciertos grupos de trabajadores. 

 

Se aumenta la deducción especial en ganancias para trabajadores autónomos, ya que en la actualidad, afirma el documento presentado hoy por el Ministerio de Hacienda, el monto de la deducción especial para trabajadores dependientes es sustancialmente superior al aplicable para trabajadores autónomos. Se propone, entonces, duplicar el importe de la deducción especial que podrán computar estos últimos.

 

En materia de impuesto a la transferencia de inmuebles, se elimina este último y se extiende la aplicación del impuesto a las ganancias con alícuota reducida. De este modo, las ganancias por venta de inmuebles y otros derechos realizada por personas humanas no habitualistas resultarán alcanzadas por el impuesto a las ganancias. Se aplicará la alícuota del 15% sobre la ganancia de capital que se obtenga respecto del costo actualizado del bien, aunque se aclara que el gravamen no aplica para la transferencia de inmuebles destinados a casa-habitación del contribuyente y que las medidas rigen para inmuebles y otros derechos adquiridos a partir de la vigencia de la ley.

 

La reforma presentada por el gobierno apunta a reducir los impuestos internos. En ese aspecto, se reducen los impuestos internos para los productos electrónicos, cuya alícuota pasará de un 17% a 0% y los vehículos de gama media, que pasará de 10% a 0%; y se incrementan para ciertos productos de alta gama, como por ejemplo las embarcaciones, donde se duplicará la alícuota. Ademas, se gravarán o aumentarán las alícuotas de determinados bienes de consumo no saludable como el whisky, champagne, cervezas y vinos. 

 

En el caso de los combustibles, se modificarán los impuestos para que el tipo de cambio y el precio del petróleo influyan menos sobre los precios locales. Pasan a ser dos montos de suma fija (uno de ellos por emisiones de CO2 y el otro establecido de forma tal que no altere la carga tributaria actual). Así, la nueva estructura, afirma el gobierno, cuando varíe el tipo de cambio real o el precio del petróleo funcionará de amortiguador y el precio de los combustibles variará menos. Aclara que se respetarán los pagos a cuenta, reducciones por zona geográfica, exenciones y asignaciones específicas de recursos actuales.

 

El Poder Ejecutivo está seguro que gracias a la reforma bajará la evasión y crecerá más rápido la economía (en 0,5% del PIB adicional por año durante al menos 5 años). Además, asegura que con estos impactos la reforma le costará al tesoro nacional solamente 0,3% del PIB a la vez que aumentará los recursos coparticipados a las provincias.

 

 

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

1/8
Please reload

Please reload

Please reload

IG-spo-rep.jpg

republicaeconomica.com © 2017 Republica Economica